15 de mayo de 2014

Un alto en el camino...

Todo pasa y todo queda, 
Pero lo nuestro es pasar...




Eso es lo que hago hoy, lo que quiero, tal vez lo que necesito para hacer una reflexión buscando contrastes, avances y necesidades de cambio y de mejora; vivimos un momento de cambio, (ya, ya sé que no cuento ninguna novedad diciendo esto) pero hoy tal vez por el día y la semana tan repleta de actividad fuera de la oficina, lejos de papeles y consultoria me permito hacer un post mucho más visual para resumir lo que está pasando y con la rapidez con la que el proyecto que comenzaba hace casi un año está ganando vida propia...

Empezó a la par que Pirates en Ourense para llevarme como mentora a la tierra de los vinos por excelencia en Galicia, y como no podía ser de otra forma la experiencia fué maravillosa, y los proyectos sin duda, toda una declaración de que las cosas están cambiando y las personas están tomando las riendas de sus proyectos profesionales y vitales: bien!!


El siguiente punto ha sido la foto "selfie" en Doutroxeito, donde Chus Prol, efectivamente está haciendo las cosas de otra forma: todos a uno, creando sinergias reales y buscando soluciones a las necesidades reales de las personas.
Impecable!!

 Reunirnos desde Factoria con Vermis Proyect para avanzar ideas y trabajos, ha sido un regalo más que una necesidad y un motivo más para el optimismo y la consciencia de ir dando pasos en la dirección correcta: genial!! 


 



Para ir completando la jornada "CO" llegar al espacio Dalle que Dalle ha sido un regalo por la belleza del lugar y el entorno, el buen hacer y las ganas de las chicas que están detrás del proyecto aunque sólo os deje fotos con 2 de las cooperativistas, pero son 3!!  y es un gusto que cada vez se defina de una forma más clara un negocio que tiene mucho que decir y que aportar a todo el momento y movimiento que estamos viviendo...


Ya trabajando sobre los proyectos de manera individual y colectiva, valorando nuevas opciones de colaboración, ha sido un gustazo poder conocer en persona a Diego Parajó y comprobar en persona, que efectivamente el minifundio gallego está perdiendo intensidad, al menos, en el sentido más tradicional de la palabra y que el lenguaje que compartimos las personas formadas en los 80, es más común que nunca, hablamos un mismo idioma representativo e identificativo hayá donde nos encontremos, lo cual, lejos de parecerme un problema, me sorprende por la virtud: el entendimiento y la diversión aunadas con la profesionalidad nunca ha estado más cerca!!


Y como debe ser, que de verde está vestido mis días, o estas semanas, no podía acabar esta alegoría sin mencionar a la ranita que tanta ternura y sorpresa me ha despertado hoy mismo, en la calle, a plena luz y pisoteada por todos, sin perder un ápice de frescura y gracia, así que... ¿Tal vez sea una señal subliminal? ¿tal vez acabo de encontrar a mi ranita de la suerte?? 



To be continued... ;-)


4 comentarios:

  1. Muchos dicen que la suerte la creamos nosotros mismos.Probablemente sea así o, tal vez, la suerte o el azar tengan algo que ver con el éxito.
    Lo que está claro es que haces todo lo posible con esfuerzo y creatividad para conseguir tus metas y ayudar a otros a conseguirlas.
    Qué gusto formar parte de quienes estamos en tu camino para aprender de tu experiencia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El gusto es mío... de que se perciba así desde fuera!!! la verdad es que siempre he sentido interés por lo que llegaba al exterior desde lo que estaba haciendo, y la singladura que comencé hace algún tiempo, que como es obvio, se va afianzando con los compañeros de camino que me encuentro, y con cada aventura que voy desarrollando...
      Gracias Clyo como siempre, por tus palabras!
      Un abrazo,

      Eliminar
  2. ¡Genial conocerte, Sandra! ¡Gracias por lo que nos aportaste a Alberto y a mí en los Piratas! :-)
    ¡Suerte con tus proyectos!

    ResponderEliminar
  3. Gracias a vosotros Ana!!! como me alegra leer eso... ya me contaréis como evoluciona vuestra idea, por que realmente me pareció muy tangible, una idea con muuuuuuchas posibilidades y realmente atractivo y necesario!!!
    Me encanta que me hayas encontrado...
    GRACIAS!!!!

    ResponderEliminar

Mi mente es la llave

La gente no puede descubrir  nuevas tierras  hasta que tenga el valor  de perder de vista  la orilla André Gide El miedo al cambi...