28 de noviembre de 2016

Tienes problemas... ¿de comunicación?

Tienes problemas... ¿de comunicación?
lunes, noviembre 28, 2016


El mayor problema de la comunicación, 
es la ilusión de que se ha logrado.
George Bernard Shaw


Me encanta esta frase, me gusta creer que no siempre, no todos los problemas lo son por la falta o una mala comunicación.

Esta semana he hablado con un cliente, hemos visto posibilidades de mejorar el área de comunicación del equipo, y cuando nos hemos parado a analizar el problema... nuevamente la comunicación es sólo la excusa, o la forma en que muchos entienden los problemas, aunque en realidad se quieran referir a estrategia, o a planes de acción, o a propuesta de valor, o... o a cualquier cosa que empieza por la comunicación! 

A veces no, siempre es imprescindible que el equipo esté preparado y dispuesto a escuchar... incluso lo que no desea, ya que es vital hoy en día que puedan fluir las ideas y que la innovación logra la mejora continua que necesita cualquier proyecto.
Imagen Gratuita Pixabay

Analizar con un cliente las posibilidades de crecimiento y desarrollo, echar la culpa a la comunicación, cuando lo que falla es la visión empresarial es absurdo, como querer matar moscas a cañonazos y desenfocar el problema, e incluso, perderse en él, lo cual no es saludable para ninguno de los componentes.

Trabajar, trabajar, y trabajar  en equipo, es lo único que realmente nos ayuda a saber cuando realmente el equipo tiene un problema, y de que tipo; es verdad que cada uno se manifiesta y se expresa de un modo, pero no es menos evidente que el equipo entero es tan débil como el más débil de los componentes, y si no tienes apoyos para poder gestionar emociones, puede volverse complicado el trabajo, y en general, tu día a día.

Una parte importante de la gestión de equipos, es recordar que hay que gestionar emociones y miedos, dudas e inquietudes, y por supuesto, es vital que la motivación esté a la altura de las necesidades personales.

Parece que hablar es fácil, pero...¿también lo es la comunicación? 


La comunicación da buenos resultados y facilita y mejora nuestras relaciones, cuando podemos compartir nuestros sentimientos, pensamientos y creencias: sólo ahí somos capaces de contactar con la otra persona y eso implica estar atentos a las palabras, gestos, necesidades e intereses de la otra persona por que en otro caso, hablamos, no comunicamos y los resultados son superficiales.

Eres capaz de imaginar que puede ocurrir si no te comunicas con tu equipo? Fue fácil a partir de ahí trabajar un plan de acción y desarrollo, y por tanto, es fantástico poder ayudar a trabajar esta herramienta emocional, tan infravalorada en la actualidad, cuando hablamos a diario de la importancia de las personas, y somos tan poco capaces de sentarnos a charlar y conocer que nos duele de manera individual para ayudarnos en lo colectivo.

¿te apuntas a comunicarte? ;)

Feliz semana!!




21 de noviembre de 2016

Gamificación: locura real

Gamificación: locura real
lunes, noviembre 21, 2016

Uno de los secretos del éxito empresario consiste 
no en hacer uno mismo el trabajo, sino en reconocer
al hombre apropiado para hacerlo.
Andrew Carnegie

Esta semana he tenido una reunión muy interesante con un cliente nuevo; siempre es un reto y una aventura conocer a alguien con quien trabajas por primera vez, ya que además de estar expectante por la posibilidad tangible de generar negocio, conocer personas y formas de entender la realidad es de las cosas más divertidas que me pueden suceder.

Hablábamos sobre clima laboral, sobre motivación, sobre conocer al equipo, la importancia de saber quien es quien en el entramado de la actividad diaria, y no perderse ni obcecarse con una persona determinada, para un puesto concreto.

Algo bueno en lo que se nota que la gestión de personas está cambiando, es que subconscientemente, cada empresa está buscando ya adecuarse a la nueva realidad de elegir al mejor para cada función, buscando siempre la polivalencia.

Banco Gratuito Pixabay
Buscar a alguien para cubrir una función técnica, y una poco cualificada parece a principio una locura, y entré en esa reunión con toda la curiosidad de un niño pequeño... me encantó descubrirnos hablando de la forma en que haríamos ese trabajo, y no de la locura!! 

Qué divertido puede ser trabajar cuando sabes lo que estás haciendo, lo que necesitas y lo que estás buscando.

La pasión brota por cada poro cuando eres capaz de trasladar y de compartir una misión/visión, o al menos de vivirla como propia para trasladarla a cualquier persona que muestre cierto interés en el proceso.

Una pyme con 15 colaboradores, deseosos de incorporar a alguien más con gancho, con ganas de no aburrirse, de entender el trabajo como la mayor tabla dinámica del mundo, y de "jugar" a ponerse sombreros de colores, en función de los cuales, según valía, se les recompensa e incrementa el salario...

Al margen los conocimientos, de los que se parte como premisa básica y fundamental, cada uno cobra en función de cuantos sombreros (de distintos colores) se pone... ¿surrealista? NO! ¿imposible? JAMAS!

Nada como una mente creativa con un buen apoyo detrás para generar equipo, y mantener la estructura inquebrantable del negocio.

¿FUTURO? No, ya es presente: está implementado y funcionando de manera exitosa, por que de nuevo, no es cuestión de aPtitud, sino de aCtitud...

Feliz semana!! 


14 de noviembre de 2016

El descanso del Guerrero

El descanso del Guerrero
lunes, noviembre 14, 2016


El primer paso no te lleva donde quieres ir, 
pero te saca de donde estás...


He tenido ocasión y el placer de reunirme esta semana con un grupo de personas que están trabajando en su propio proyecto, igual que yo lo hago, y en las cuales me siento muy identificada; a veces, cuando intentas trasladar en un curso la importancia de la pasión, de creer en lo que haces, y hacerlo lo mejor que sabes, es imposible no parecer "petulante" o caer rozando lo cursi, así que para mí estos desayunos en los que puedes desahogarte y charlar abiertamente de dudas, inquietudes o miedos que son compartidos,  me hace sentir reconfortada con el género humano.

Llegar a verbalizar en alto aquellas cosas que no consideras que están encajadas en tu proyecto, da margen a que de una manera natural encuentres respuestas, o a que otros te ayuden a ver opciones. 

De vez en cuando, para no correr el riesgo de ahogarse en pensamientos propios, es muy saludable hacer esta reflexión en alto, y al mismo tiempo, te permite reconciliarte también con tu conciencia, al denotar que no te has vuelto loca, que emprender significa simplemente, tener otra pasión por la vida, y una actitud muy diferente de lo que se entiende el descanso y los ciclos de trabajo.

Nos descubríamos charlando y riendo, llorando por momentos del camino y el ciclo que hemos vivido como personas que han decidido poner en marcha una actividad justo cuando todas las condiciones económicas y sociales parecían desaconsejarlo, y además, hacerlo por convicción, no por necesidad de generar autoempleo sino por la necesidad de hacer del mundo, tu mundo, de encajar en la sociedad como parte del Universo personal, no del círculo de otro, y eso es quizá lo que resulta más difícil trasladar: el brillo en la mirada, sentir como alguien es capaz de transportarte a su mundo, a su idea, a su pasión desde la palabra, desde 3 imágenes y 2 palabras, pero la importancia de la pasión está precisamente en hacer de algo tan básico, tan sencillo, algo tan grande como para ser contagiado y querer sumar, nunca restar.

Esta semana he tenido la inmensa fortuna para mi, de reunirme con un grupo de profesionales que más allá de diferencias, hemos sido capaces de contagiarnos alegría, respeto, entusiasmo y ganas: eso es para mi la pasión, saber que si me pierdo, tengo a un telefonazo a un equipo de personas que me recuperarán y me traerán de nuevo a un escalón distinto al que me encuentro, pero seguro el que necesito: el arte de ver el brillo en los ojos y entender sin hablar un fin común, es lo que nos mueve a todos aquellos que un día salimos de nuestra zona de confort para abrirnos al mundo, y lo peor, es que una vez que empiezas, ya no sabes, puedes, ni quieres volver, no puedes parar.

Siento que esta semana no os haya contado cosas sobre las aventuras y peripecias de una trabajadora por cuenta ajena, perdonadme, pero he querido ejercer del descanso del guerrero,  y en mi caso, no hay mayor descanso que la complicidad con mi equipo, que ya sabéis también que es una parte importante del trabajo! ;)

Feliz semana


7 de noviembre de 2016

lunes, noviembre 07, 2016

Nuestro destino nunca es un lugar, 
sino una nueva forma de ver las cosas

Existen días y días, semanas y semanas, momentos en los que cambiarías casi cualquier cosa por que un proyecto saliese bien, no se atragantase y fuese asequible al conjunto del equipo antes de tener que tirar la toalla.

A veces también ocurre cuando trabajas para ti, que siendo consciente de lo que estás haciendo, puedes asumir cambios con el objetivo claro de mejorar la perspectiva y poder ser más útil y productivo dentro de cualquier propuesta de valor a la que estás contribuyendo.

He contado muchas veces ya a través de estas líneas la importancia que para mi tiene la formación, la inquietud por los niños es innata, y tal vez lo sea desde el punto de vista más egoísta, ya que ellos van a ser mis clientes mañana: me gusta estar cerca, y saber como piensan y sienten, que les preocupa, y en la medida de lo posible, poner en marcha con ellos la habilidad del trabajo en equipo y la cooperación: esos mantras que luego como adultos desvirtuamos en el mejor de los casos, y en otros, ni siquiera se llegan a poner en marcha.

Actividad siempre gratificante para mi, la docencia me permite descubrir con los ojos de las personas con las que comparto aula, como entienden los conocimientos adquiridos, las posibilidades de desarrollo que ofrece compartir conocimiento, y en el caso de los más pequeños, de cambiar constantemente la visión sobre el mundo que ellos conocen, ya que cada charla, cada vez que interaccionas con ellos en el aula, sus posibilidades de crecer en el amplio sentido de la palabra, aumentan.

Imagen Gratuita Pixabay
Tengo la posibilidad de estar en contacto con ellos muy pocas hs a la semana, pero reconozco que me siento afortunada, una privilegiada por poder aprender de ellos, y es que como suele ocurrir casi siempre que uno entra en un aula con un grupo, aprendes más de los que te acompañan, que ellos de ti. 

Es muy posible que el conocimiento como tal, cualquiera lo podemos encontrar en un libro, pero la capacidad para emocionarse, para comprender, esa neurona que se activa con cada persona cuando entiendes la forma en que asimila conocimiento ( soy muy fan la la teoría de las inteligencias múltiples) y a la vez, lo mucho que cada uno de nosotros disfrutamos cuando nos saben llegar...

No puedo dejar de estar agradecida, de ser inmensamente feliz por tener la posibilidad de seguir "jugando" como una niña, en este mundo de adultos...